La economía tras el cese de restricciones


La economía de la República Dominicana se encamina a ingresar a una nueva fase caracterizada por el cese del toque de queda y, a partir del 30 de junio, del vencimiento del Estado de Emergencia, declarado por el gobierno dominicano para mitigar la pandemia del COVID-19.


Aunque estaba pautada para el 17 de junio, la tercera fase de reactivación económica no se puso en marcha, debido al aumento de los casos de COVID-19. Para esa etapa, estaba previsto que las micro y pequeñas empresas laboraran con el 100% de su personal, mientras que las empresas que tuvieran más de 50 empleados dispusieran de hasta el 75% de su plantilla.


En contraste, se mantuvo al país en la fase dos, donde las microempresas podían trabajar con el 100% de su personal; las pequeñas incorporarían al 75% de sus colaboradores; mientras que las medianas y grandes empresas podían operar hasta con el 50% de sus empleados.


Durante todas las fases de reapertura de la economía, se conservaba el llamado para prevenir el contagio con el COVID-19 y se les requería a las empresas disponer de protocolos de prevención, distanciamiento social e higiene.


En ese sentido y a raíz del nuevo contexto que se vive en el país por el levantamiento de las restricciones, desde el empresariado se coincide en hacer un llamado mantener las medidas sanitarias dispuestas y preservar la salud de los dominicanos.


Así lo afirmaron por separado el Consejo Nacional de la Empresa Privada (CONEP) y la Asociación de Industrias de República Dominicana (AIRD), al ser consultados por el Listín Diario.


En declaraciones al impreso matutino, la AIRD aseguró que ese gremio mantendrá las mismas medidas de distanciamiento físico que ha aplicado para contrarrestar el COVID-19.

Mientras que el CONEP envió un comunicado donde llamaba a la población “a asumir con mayor responsabilidad el compromiso de cuidar la salud frente al COVID-19, ya que a pesar de que se levanta el estado de emergencia, los riesgos de contagio se mantienen”.


El gremio empresarial manifestó que debe ser coherente con su propuesta para la reactivación económica del sector productivo dominicano de manera segura, en la cual el fundamento para el manejo de esta crisis debe colocar a la salud como eje central.


 

El Consejo Nacional de la Empresa Privada (CONEP) es la organización que agrupa a los principales  gremios empresariales y empresas del país. Su misión es promover el sistema de libre empresa, el fortalecimiento institucional, y la diversificación de la economía, impulsando la innovación y la ganancia de productividad. Además aboga por el desarrollo sostenible de la República Dominicana, a través de la acción responsable del sector empresarial.

La Cámara Americana de Comercio de la República Dominicana (AMCHAMDR) es una asociación sin fines de lucro que fomenta un clima de comercio e inversión saludable entre la República Dominicana y los Estados Unidos, así como el desarrollo socioeconómico y profesional de sus más de sus 1,600 socios.

Está afiliada a la US Chamber of Commerce y es miembro fundador de la Asociación de Cámaras Americanas de Comercio en América Latina (AACCLA).

® 2020 CICERD | Diseño y Programación Magik Dominicana