Debaten cómo mejorar la competitividad de RD

El director ejecutivo del Consejo Nacional de Competitividad enfatizó que el país necesita relanzar su marca país, elaborar una receta a la medida, priorizar los obstáculos que limitan su desarrollo, apostar por el crecimiento económico e implementar una educación de calidad para avanzar en el índice de Competitividad.



El director ejecutivo de EDUCA consideró que los tres pilares que mejorarán la calidad de la educación en el país consisten en redefinir la relación académica entre el docente y el estudiante, cambiar el vehículo tecnológico por el que se transmite la información y los modelos de gestión.


Santo Domingo, 20 de octubre.- La República Dominicana necesita relanzar su marca país, elaborar una receta a la medida, priorizar los obstáculos que limitan su desarrollo, apostar por el crecimiento económico e implementar una educación de calidad para avanzar en el índice de Competitividad.


Así lo consideró el director ejecutivo del Consejo Nacional de Competitividad, Peter Prazmowski, durante el conversatorio “Hacia una Estrategia Nacional de Competitividad”, que se produjo en el marco de la 28va edición de Semana Dominicana en Estados Unidos y donde se discutió cómo mejorar la competitividad y el sistema educativo del país.


El evento virtual contó con la moderación de la presidenta del Comité TIC de AMCHAMDR, María Waleska Álvarez, y la participación de Edwin Caraballo, director ejecutivo de EDUCA.


A juicio del director ejecutivo del Consejo Nacional de Competitividad, el país debe definir su prioridad y desarrollar un plan secuencial para mejorar su competitividad y superar los obstáculos que han limitado su desarrollo.


“Mejorar la productividad y la competitividad no se consigue en el corto plazo. Por eso se requiere que el país debe abocarse a construir una receta a la medida que pueda ajustarse a las necesidades actuales”, afirmó Prazmowski.

El funcionario agregó que la pandemia del COVID-19 ha traído una gran oportunidad para implementar grandes reformas que permitan construir un modelo de desarrollo económicamente sostenible.


Planteó que el país debe aumentar su competitividad para aprovechar sus condiciones geopolíticas y así atraer patrones comerciales y capturar la migración de compañías de Estados Unidos que quieren recolocarse en la región.


Mientras que Caraballo valoró como positiva la vocación de innovación que existe en el sector educativo y destacó que se percibe una intención de las nuevas autoridades de recolocar a la educación en un rol protagónico como centro del desarrollo y orientada a lo que demandan las sociedades y las empresas.


En ese sentido, el director ejecutivo de EDUCA hizo un llamado que todos los sectores se unan para impulsar la educación y alcanzar un éxito significativo en la calidad, dado que los estudiantes no están logrando adquirir las competencias que les permitan reinsertarse con éxito dentro del mercado laboral.


"Los tres pilares que mejorarán la calidad de la educación en el país consisten en redefinir la relación académica entre el docente y el estudiante, cambiar el vehículo tecnológico por el que se transmite la información y los modelos de gestión", afirma Caraballo.

A juicio del director ejecutivo de EDUCA, el contexto de la pandemia del COVID-19 ha redefinido el concepto de escuela, donde ya no se visualiza como un edificio, sino como las relaciones entre el docente y el estudiante que se producen de formas sincrónica y asincrónica.


Plantea que la República Dominicana debe enfocarse en ofrecer una educación bilingüe donde se pierda el temor y se tenga la audacia para innovar.


Al ofrecer las palabras de cierre del evento, María Waleska Álvarez, hizo un llamado a que se produzca una sinergia entre los sectores público y privado para contribuir a crear una República Dominicana más próspera y competitiva.


Por primera vez, la Semana Dominicana, evento que promueve el clima de negocios y las inversiones para impactar el desarrollo y la competitividad entre República Dominicana y los Estados Unidos, se desarrollará en una modalidad online y tendrá una duración de dos semanas.


Semana Dominicana 2020, que por primera vez se realiza en modalidad virtual, cuenta con el apoyo de las empresas que componen el Círculo Élite de AMCHAMDR: Barrick Pueblo Viejo, Citi, Haina International Terminals, Inicia, Pasteurizadora Rica, Squire Patton Boggs, Martí y Grupo Viamar. Además, patrocinan el evento: Banreservas, Compañía de Electricidad San Pedro de Macorís (CESPM), Interenergy Group, Banco Popular, Pellerano Nadal Law & Consulting, Banco BHD-León, PIISA Industrial Park, Barceló, Cortés Hermanos, Álvarez & Sánchez, Hanes Brands, Inc, Altice, NAP del Caribe, Central Romana Corporation, COSTASUR Casa de Campo, IQ Tech y CARDNET.

 

El Consejo Nacional de la Empresa Privada (CONEP) es la organización que agrupa a los principales  gremios empresariales y empresas del país. Su misión es promover el sistema de libre empresa, el fortalecimiento institucional, y la diversificación de la economía, impulsando la innovación y la ganancia de productividad. Además aboga por el desarrollo sostenible de la República Dominicana, a través de la acción responsable del sector empresarial.

La Cámara Americana de Comercio de la República Dominicana (AMCHAMDR) es una asociación sin fines de lucro que fomenta un clima de comercio e inversión saludable entre la República Dominicana y los Estados Unidos, así como el desarrollo socioeconómico y profesional de sus más de sus 1,600 socios.

Está afiliada a la US Chamber of Commerce y es miembro fundador de la Asociación de Cámaras Americanas de Comercio en América Latina (AACCLA).

® 2020 CICERD | Diseño y Programación Magik Dominicana